De qué manera evitar la usura en tarjetas y minicréditos, según Necesito un Abogado

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

En una de sus sentencias, el Tribunal Supremo declara que “unos intereses que sean más del doble del interés medio de los créditos al consumo deben ser considerados usura”. Actualmente, esta práctica, relacionada con las tarjetas abusivas, es muy común.

Para solucionar este problema, la agrupación de abogados especializados en reclamaciones bancarias de Necesito un Abogado se pone a disposición de sus clientes. En este contexto, Juan Manuel Pascual, CEO de Necesito un Abogado, y José Antonio Ibarra, socio fundador del despacho Ibarra Finanzas, explican cómo evitar la usura en tarjetas y minicréditos.

1. ¿Qué son los intereses desproporcionados en los créditos y cómo afectan? 

JI: Estamos ante créditos a los que se les aplican unos intereses muy altos, mucho más altos que los que se aplican en el mercado, y conllevan que la persona que tiene ese crédito acumule más y más deuda durante años. En muchas ocasiones, el cliente llega a pagar más dinero en intereses que en la cantidad que le han prestado.

2. ¿Qué es la usura y cómo reconocerla?

JI: Viene a ser que los intereses aplicados son mucho más altos que la media de los intereses que se aplican en el mercado. En ocasiones, puede ser difícil para un consumidor reconocer que un crédito es usurario, por eso debe ponerse en manos de abogados expertos en este ámbito. Si creemos que pagamos muchos intereses por nuestro préstamo, tarjeta de crédito o microcrédito, debemos consultar nuestro caso con un abogado especialista en esta materia, quien nos dirá si se puede reclamar o no.

3. ¿De qué manera se puede evitar la usura de los créditos que pedimos?

JI: Realmente, es difícil evitarla, porque hay que leerse muy bien el contrato y, muchas veces, no nos lo facilitan o la letra es tan pequeña que ni puede leerse. La mejor manera sería alejarse de todas las empresas que anuncian que te prestan dinero al momento o en unas horas y, a ser posible, no utilizar tarjetas de crédito con pago aplazado, sino tarjetas de débito, que son las que pagas con el dinero que tienes en el momento en tu cuenta bancaria.

4. ¿Qué se puede reclamar?

JI: Se pueden reclamar todos los préstamos, tarjetas de crédito o microcréditos que tengamos o hayamos tenido, da igual que ya se hayan pagado totalmente o cancelado. Lo tenemos que poner en manos de nuestro abogado y que nos diga si puede reclamarse o no, si ese crédito es legal o ilegal. Si ganamos la reclamación, tendrán que devolvernos todos los intereses y comisiones que nos hayan cobrado, con lo que, habitualmente, nos tienen que devolver mucho dinero, el que hemos pagado de más durante años. 

5. ¿Qué servicios ofrece Necesito un Abogado ante este problema?

JMP: A través de nuestra amplia red de abogados a nivel nacional y la experiencia en Derecho Bancario, como por ejemplo Ibarra Finanzas, hemos conseguido la devolución de los intereses usurarios, tanto de tarjetas como de préstamos y minicréditos, de miles de clientes. Desde que el cliente se pone en contacto con nosotros, estudiamos su caso, reclamamos la documentación a las entidades, si no la tuviese, y procedemos con la reclamación y/o demanda.

6. ¿Cuáles son los beneficios y ventajas de contratar al equipo de Necesito un Abogado para solucionar este problema?

JMP: Ofrecemos a todos nuestros clientes un sistema transparente, sin letra pequeña y con las máximas garantías, somos de las pocas empresas en este sector que asumimos las costas si perdemos el juicio. Así, el cliente realmente no corre ningún riesgo, ya que solo cobramos si recupera su dinero. Con una tasa de éxito superior al 98%.

7. ¿Algún consejo para lanzar a los lectores relacionado con este tema?

JMP y JI: Nos gustaría incidir en la importancia que tiene el reclamar los intereses abusivos (ya sean de tarjetas, préstamos o minicréditos), siempre y cuando el cliente no corra ningún riesgo. Esta es la razón de ser de nuestra empresa y, por eso, nos ponemos al servicio de cualquier cliente que nos necesite.