El Gobierno podría no dar luz verde la opa de IFM sobre Naturgy

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Los títulos de Naturgy se han desinflado casi un 4% en Bolsa este martes ante los rumores respecto a las posibles dudas del Gobierno a dar luz verde a la oferta del fondo australiano IFM para hacerse con hasta un 22,69% del capital de la energética.

En concreto, las acciones de la compañía presidida por Francisco Reynés han vivido momentos de gran volatilidad a lo largo de la jornada, llegando a retroceder hasta un 6%, para cerrar a un precio de 20,35 euros, con una caída del 3,83%.

De esta manera, Naturgy se aleja de la cota de los 23 euros por acción que ofrece IFM, precio que no ha llegado a tocar todavía desde que se anunció la oferta y que implica un importe máximo a pagar por el fondo de pensiones australiano de 5.060 millones de euros por ese 22,69% del capital del grupo energético español.

La caída en Bolsa de Naturgy se ha desatado, principalmente, por una información de la agencia ‘Bloomberg’, en la que aseguraba que el Gobierno se inclinaba por vetar la operación.

La normativa que se aprobó en plena crisis del coronavirus para blindar a empresas de sectores estratégicos frente a inversores que no sean españoles da al Ejecutivo la última palabra en las operaciones que suponga hacerse con más de un 10% en el capital de esas compañías.

Fuentes gubernamentales consultadas por Europa Press consideraron también “prematura” una posible decisión respecto a la operación, dado que, efectivamente, el fondo aún no ha presentado la autorización al Ejecutivo.

En concreto, IFM deberá dirigirse al Gobierno, a través del Ministerio de Industria, para solicitar el visto bueno del Consejo de Ministros a su desembarco en el capital de la energética. El Ejecutivo cuenta con hasta seis meses para tomar una decisión, aunque es previsible que este tiempo se acorte, ya que es un paso preceptivo antes de que la CNMV autorice la OPA.

SOLICITUD A LA CNMV

El pasado viernes, el gestor de fondos global australiano IFM presentó ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la solicitud de autorización, incluido el folleto, de su oferta pública voluntaria y parcial para hacerse con hasta el 22,69% del capital social de Naturgy.

La efectividad de la oferta estará sujeta a recibir las correspondientes autorizaciones regulatorias y de competencia, así como a alcanzar un nivel mínimo de aceptación de, al menos, 164.834.347 acciones, equivalentes al 17% del capital social de la energética.

Con la presentación de la solicitud de autorización de la oferta por IFM comienza así a correr el reloj de los plazos. Ahora, la CNMV dispone de un periodo de 20 días hábiles para aprobar la oferta.

No obstante, este plazo se podrá alargar en el tiempo, ya que se reiniciará cada vez que el organismo presidido por Rodrigo Buenaventura solicite información adicional.