El Ibex 35 amanece con una subida del 0,47% y se aferra a los 8.200 enteros pendiente del Brexit

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
{DF} DiarioFinanciero
{DF} DiarioFinanciero
El Ibex 35 amanece con una subida del 0,47% y se aferra a los 8.200 enteros pendiente del Brexit
/

El Ibex 35 ha iniciado la sesión de este miércoles con una subida del 0,47%, lo que ha llevado al selectivo a situarse en los 8.267 enteros a las 9.01 horas, en una jornada en la que la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el primer ministro británico, Boris Johnson, cenarán en Bruselas con la esperanza de que un encuentro cara a cara ayude a desbloquear las negociaciones para un marco de relación futura y evitar así un Brexit abrupto el 31 de diciembre.

De esta forma, el selectivo madrileño amanecía aferrado a la cota psicológica de los 8.200 puntos, a la espera además de lo que suceda el jueves, cuando el Banco Central Europeo (BCE) actualice sus previsiones macroeconómicas y decida los nuevos pasos a seguir en su política monetaria.

En los primeros compases de la sesión de este miércoles las mayores subidas se las anotaban IAG (+2,3%), Sabadell (+1,61%), Repsol (+1,41%), Bankia (+1,25%), Colonial (+1,15%), Inditex (+1,14%), Cie Automotive (+1,09%) y Acciona (+1,05%), mientras que en el lado contrario se situaban Enagás (-0,3%), Siemens Gamesa (-0,26%), Merlín Properties (-0,13%) y Santander (-0,11%).

En este escenario, el barril de petróleo West Texas Intermediate (WTI), de referencia para Estados Unidos, cotizaba en 45 dólares a las 9.01 horas, tras subir un 0,57%, mientras que el crudo brent, de referencia para Europa, marcaba un precio de 49 dólares, con un ascenso del 0,51%.

El resto de bolsas europeas cotizaban también en verde con subidas del 0,4% para Francfort y París y del 0,3% para Londres después de que Reino Unido haya iniciado la campaña de vacunación contra el Covid-19 con la dosis desarrollada por Pfizer y BioNTech.

Por su parte, la prima de riesgo española cedía posiciones hasta 62 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 0,033%, mientras que la cotización del euro frente al dólar se colocaba en 1,2136 ‘billetes verdes’.