El Nikkei cae un 2,13 % por ómicron y el recorte del tipo referencial chino

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El principal índice de la bolsa de Tokio, el Nikkei, cayó un 2,13 % este lunes ante la renovada preocupación por la propagación de la variante ómicron de la covid-19 y el primer recorte del tipo de referencia en China en más de año y medio.

El Nikkei, que agrupa a los 225 títulos más representativos del mercado, perdió 607,87 puntos, hasta 27.937,81 enteros.

El Topix, que incluye a las firmas de la primera sección, las de mayor capitalización, bajó un 2,17 % ó 43,14 puntos, hasta situarse en 1.941,33 unidades.

El parqué tokiota abrió a la baja, contagiada por el renovado temor por la variante ómicron, ya detectada en unos 90 países.

El notable aumento de casos de covid-19 notificados en Europa durante el fin de semana ha acentuado la preocupación por la propagación de la nueva cepa, mientras continúan los estudios sobre su transmisibilidad y peligrosidad, y aumenta su detección.

El hecho de que el auge se produzca antes del período navideño ha aumentado el temor y llevado a los inversores a vender, ante la posibilidad de un incremento explosivo de los casos asociado al mayor movimiento de gente en esta época del año.

Junto a la preocupación por ómicron sentó como un jarro de agua fría la decisión hoy del banco central de China de acometer su primera rebaja de su tipo referencial para créditos a un año desde abril de 2020, generando inquietud por la economía del país.

Todos los sectores del mercado bursátil japonés anotaron pérdidas, encabezadas por las casas de valores, la industria minera y la del caucho.

El fabricante de componentes para semiconductores Lasertec anotó el mayor volumen de operaciones de la jornada y cayó un 3,47 %.

Le siguieron por transacciones el grupo de telecomunicaciones e inversión Softbank, que bajó un 2,49 %, y el fabricante de chips Tokyo Electron, que se dejó un 2,72 %.

Las acciones de la empresa automotriz Toyota se depreciaron un 2,44 % y las de la multinacional tecnológica Sony, un 2,95 %.

La desarrolladora y distribuidora de videojuegos Nintendo, en cambio, subió un 1,09 %.

En la primera sección, 2.051 empresas retrocedieron frente a 115 que avanzaron, mientras que 18 cerraron sin cambios.

El volumen de negociación ascendió a 2,45 billones de yenes (19.220 millones de euros).