El Villarreal se acerca a Europa con su tercera victoria consecutiva

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El Villarreal se acerca a los puestos europeos tras conquistar este martes los tres puntos frente al Deportivo Alavés (5-2) en un partido correspondiente a la cuarta jornada de la Liga Santander, que fue aplazado en su día por el conflicto con la Conmebol tras la cesión de internacionales en septiembre.

En La Cerámica, el equipo de Unai Emery necesitó reinventarse en la segunda parte para evitar una tragedia. No tanto por haber perdido dos puntos, sino por haber podido desaprovechado su enorme superioridad y su gran momento de forma. Es la tercera victoria consecutiva en Liga y la quinta sumando la Copa y la última jornada de Champions.

El ‘Submarino Amarillo’ puso pronto tierra de por medio con una gran jugada entre Dani Parejo, de los mejores jugadores del partido, y Gerard Moreno. La combinación, con taconazo incluido, supuso el 1-0 para los de casa, que continuaron gustándose con la posesión. Diez minutos más tarde, al borde de la media hora, llegó el 2-0 en otro ‘tiqui taca’ de muchos quilates.

En esta ocasión los protagonistas fueron Manu Trigueros y Boulaye Dia, que no tuvo problemas para definir con la derecha ante la salida de Fernando Pacheco. El segundo de la tarde para el Villarreal no mató los ánimos de un Alavés que sigue metido en problemas. El equipo de Javi Calleja, quien volvió este martes a la que fue su casa como técnico y jugador, pudo sacar el coraje cuando más feo pintaba el partido.

Samu Chukwueze marcó el tercero antes del descanso, pero el árbitro anuló la acción por fuera de juego. Y del 3-0 se pasó al 2-1 con un tanto de Pére Pons al borde del descanso. El choque se avivó y los babazarros creyeron que podían sacar tajada de la ‘tostada’ de los castellonenses, que se agravó en la segunda parte con un fallo monumental de Pau Torres.

El central internacional sacó una falta cerca de su área y entregó el balón a Joselu, que no falló con la portería casi vacía. El 2-2 llegó muy pronto para un Alavés que quiso defender como si quedasen cinco minutos. Y todavía restaba casi media hora con el tiempo añadido. Ese fue el tiempo que necesitó el Villarreal para desencadenarse.

Los de Emery encontraron el 3-2 en una jugada magnífica de Parejo que definió Dia, otra vez con el interior de su bota, y en el ’80 fue turno de Yéremi Pino tras culminar una jugada preciosa, pero algo embarullada al final, libre de marca en el segundo palo. La fiesta de los amarillos se cerró con otro de Gerard Moreno casi en el minuto 90.

De esta forma, el Villarreal se sitúa noveno, a cuatro puntos de los puestos que dan acceso a la Europa League, mientras que el Alavés sigue sumido en posiciones de descenso. Los vitorianos -empatados con Elche y Getafe a 15 puntos- ocupan la decimoctava plaza y acumulan cinco partidos sin ganar, eliminación copera incluida.