FedEx multiplica por cuatro su beneficio en su año fiscal, hasta 4.380 millones

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El grupo estadounidense de paquetería y logística FedEx se anotó un beneficio neto de 5.231 millones de dólares (4.380 millones de euros) en el conjunto de su año fiscal, finalizado en mayo, lo que equivale a multiplicar por cuatro las ganancias contabilizadas en el ejercicio anterior, según informó la empresa.

“Seguimos jugando un papel importante en la recuperación económica global y en el envío de vacunas contra el Covid-19 y otros suministros de apoyo en Estados Unidos, Canadá y otros 35 países”, ha destacado el presidente y consejero delegado de la empresa, Frederick Smith.

La facturación anual creció un 21%, hasta 83.959 millones de dólares (70.300 millones de euros). Los ingresos de los envíos ‘express’ se incrementaron un 18%, hasta 42.078 millones (35.233 millones de euros), mientras que la rama de transporte por carretera aumentó un 34%, hasta 30.496 millones de dólares (25.535 millones de euros). La facturación del negocio de transporte de mercancías fue de 7.833 millones de dólares (6.559 millones de euros), un 10% más.

Los salarios de los empleados y otros beneficios ajenos al sueldo representaron un gasto de 30.173 millones (25.264 millones de euros), un 21% más, mientras que la compra de transporte se elevó a 21.674 millones de dólares (18.148 millones de euros), un 24% más.

El coste de los alquileres avanzó un 12%, hasta 4.155 millones de dólares (3.479 millones de euros), mientras que el gasto en combustible se contrajo un 9%, hasta 2.882 millones (2.413 millones de euros). A su vez, el coste del mantenimiento y las reparaciones fue de 3.328 millones de dólares (2.787 millones de euros), un 15% más, mientras que el impacto de la depreciación y amortización fue de 3.793 millones de dólares (3.176 millones de euros).

Con respecto a los datos financieros del cuarto trimestre fiscal, FedEx se anotó unos beneficios de 1.868 millones de dólares (1.564 millones de euros), frente a las pérdidas de 334 millones (280 millones de euros) del mismo ejercicio del año anterior. La facturación entre marzo y mayo fue de 22.565 millones (18.894 millones de euros), un 30% superior a la observada un año antes.