La experiencia de alquilar un patinete eléctrico en Barcelona con LYNX

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Alquilar un patinete eléctrico es la tendencia del momento en España. En menos de un año, el vehículo se ha convertido en el preferido de los ciudadanos y turistas para desplazarse. Así que alquilar patinete eléctrico Barcelona está de moda

Los patinetes eléctricos son un medio de transporte utilizado por personas que desean trasladarse de forma más rápida y divertida, mientras disfrutan del aire libre y esquivan el tráfico de la ciudad y las aglomeraciones. No importa si el conductor tiene experiencia o no, conducir un patinete es muy sencillo e intuitivo.

Cuando se trata de alquilar un patinete eléctrico, LYNX es una de las empresas mejor valoradas por los clientes por la calidad de sus vehículos, los precios competitivos y el servicio personalizado que ofrecen.

Alquiler de patinete eléctrico en Barcelona

Debido al éxito que han tenido los patinetes a nivel mundial, cada vez son más los barceloneses y turistas que eligen alquilar un patinete eléctrico en Barcelona por la facilidad que estos equipos ofrecen para desplazarse por las calles de la ciudad.

Su rapidez y practicidad lo convierten en el medio de transporte perfecto para ir al trabajo, dar un paseo o visitar los puntos de interés. Sea cual sea el objetivo, LYNX ofrece una opción para cada cliente.

La compañía alquila patinetes eléctricos a precios muy competitivos y por el tiempo que el cliente los necesite, ya sea por horas o por días. Entre los planes que ofrecen, destaca el servicio Standard, que consiste en el alquiler de un patinete eléctrico modelo Xiaomi m365 por un precio de 25€. Para aquellos que buscan un modelo de mayor rango, ofrecen el Long Range XIAOMI PRO por un coste de 30€ / 24h. Por último, la oferta de LYNX incluye un plan junior para los niños con el alquiler de patinete Megawheels S, que cuesta 25€ las 24 horas.

Servicio óptimo

El modus operandi de LYNX está diseñado para garantizar la mejor experiencia posible. Para ello, ofrecen una cobertura integral, de modo que todos los planes incluyen el alquiler del patinete, cargador y casco de protección, asegurándole al usuario un trayecto mucho más seguro.

Además, el equipo de LYNX ofrece entregas a domicilio de patinetes en cualquier zona de Barcelona. Asimismo, en caso de avería, facilitan el servicio de reparación y mantenimiento de vehículo.

LYNX dispone de dos tiendas ubicadas en Passeig de Sant Joan 63 y en Carrer Comte d’Urgell 16, unas zona privilegiadas y de fácil acceso de Barcelona. Es una de las empresas con mejor valoración en Google para el alquiler de patinete eléctrico Barcelona. Entre las opiniones de los clientes destacan, la rapidez del servicio, su excelente relación calidad-precio y la amabilidad del equipo.

Las personas o turistas interesados en alquilar los patinetes eléctricos en Barcelona pueden dirigirse a la página web de LYNX y realizar el pedido directamente para disfrutar de todos los beneficios de recorrer las calles de Barcelona de la forma más rápida y divertida.