La inversión del capital privado en España cae un 35% en 2020, hasta los 5.561 millones

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La inversión del capital privado en España se redujo un 35% en el 2020, hasta los 5.561 millones de euros, por la incertidumbre social y económica con la crisis del Covid-19, según los datos provisionales presentados por la Asociación Española de Capital, Crecimiento e Inversión (Ascri), este jueves.

“Estos datos avanzados no anticipan una debacle en la inversión, pero sí recoge una reducción tras tres años sucesivos de crecimiento récord”, ha razonado el presidente de Ascri, Aquilino Peña, que pronostica un ligero incremento de esta estimación en los datos definitivos, que se presentarán en abril.

En el último año se cerraron 765 inversiones, un 1% más que un año antes y el máximo de la serie. De estas, 434 inversiones fueron en empresas que no habían recibido financiación de capital privado hasta el momento, en el ‘middle market’ y en el ‘venture capital’.

A pesar de la reducción del volumen invertido, la cifra registrada en 2020 ha sido el tercer mejor registro histórico en términos de volumen de inversión, por detrás de 2019 y 2018, dos ejercicios particulares que estuvieron marcados por el elevado número de grandes operaciones, que en el último año se redujeron a ocho operaciones.

Para 2021, la previsión de la patronal es que haya “más operaciones y más volumen invertido”, gracias a la mayor visibilidad del fin de la pandemia y tras un arranque del año “tremendamente fuerte”. Entre los factores que marcarán estas inversiones, Ascri destaca las condiciones de la financiación del ICO, los ERTEs y la recuperación del sector turístico.

‘VENTURE CAPITAL’

El segmento del ‘venture capital’ ha sido el mayor dinamizador respecto al número de operaciones, con un volumen de 750 millones de euros en un total de 624 inversiones, superando todos los máximos precedentes.

La patronal ha atribuido esto en parte debido al elevado número de ‘tickets’ por encima de los 10 millones de euros, en una cifra de 13 en 2020 frente a 8 operaciones en 2019, que contribuyeron a financiar las grandes rondas lideradas por fondos internacionales en coinversión con fondos nacionales.

TAMAÑO DE LAS INVERSIONES

Por tamaño de las inversiones, las operaciones con una inversión en equity de entre 10 millones y 100 millones de euros sigue muy activo, al mantener el máximo histórico en términos de volumen (1.953,6 millones de euros) y superar todos los récords en número de operaciones (79 inversiones).

Según la etapa de desarrollo, destacó la inversión en ‘buy outs’, con un volumen de 3.490 millones de euros en 44 inversiones. Respecto al capital expansión (‘growth’), se realizaron 77 ‘deals’ por 711 millones de euros.

Los sectores que mayor volumen de inversión recibieron fueron comunicaciones (28%), informática (25,4%) y productos de Consumo (10%). Por número de inversiones destacaron informática (342 operaciones), medicina/salud (85) y biotecnología y genética (54).

El ‘fundraising’ captado por parte de los inversores nacionales privados alcanzó la cifra de 2.026 millones de euros, un 6% más que en 2019.

A pesar del complicado contexto, se ha mantenido la captación para vehículos de ‘venture capital’, que alcanzó en 2020 un máximo histórico por segundo año consecutivo al superar los 700 millones de euros.

DESINVERSIONES

El volumen de desinversión registró una cifra estimada, a precio de coste, de 1.131 millones de euros en 223 operaciones. La desinversión se ha ralentizado debido al foco puesto en preservar la cartera y la falta de visibilidad a la hora de proyectar valoraciones.

El 48,4% del volumen fue desinvertido mediante venta a un inversor industrial, el 30% mediante venta a otra entidad de capital privado y el 10% restante mediante reconocimiento de minusvalías.