Abril, mes negro para los consumidores

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

A la noticia que conocíamos ayer por la que el Tribunal Supremo desautoriza la congelación de la luz, y daba carta blanca a las eléctricas, para que refacturen el recibo desde el pasado mes de octubre de 2011 – hoy el Gobierno hace oficial que subirá la luz en abril – se suma el continuo estallido del precio de la gasolina, que acumula un incremento en su precio del 12 por ciento y en el caso del gasoil se ha disparado en tan corto periodo por encima del 8%.

Es más, si echamos un vistazo a esta semana – tan sólo – observamos que el incremento del precio del gasoil ha alcanzado el 1,91% en tan sólo cuatro días, y el de la gasolina prácticamente un 1%. Precios históricos dado que el litro de gasolina ‘súper 95’ rompe la barrera de los 1,45 euros y el litro del gasóleo roza los 1,40 euros. Es decir, llenar el depósito de un vehículo diesel con 60 litros, cuesta 83,4 euros.

No es lo único que sube, se dispara el butano, el día 1 de abril el precio de la bombona naranja sube casi un 3%, y cada bombona de butano de 12,5 kilos, costará quince euros y medio.

Además todo indica a que seguirá subiendo, dado que con los productores de butano pasa algo parecido que con las eléctricas, es decir, que el precio de la bombona está bastante por debajo de los costes de producción.
Con respecto a la luz, y tras el anuncio oficial por parte del Gobierno, que subirá en abril no es ninguna sorpresa, se prevé que el recibo de la luz suba más de un 2% con respecto de la tarifa de primeros de marzo.

Punto y aparte merece la subida que se prepara del precio del billete del transporte público, las empresas de autobuses de viajeros esperan que el Ministerio de Fomento anuncie en abril un incremento de los billetes del 1%, lo que supondría una escalada del precio de tarifa del 3,2%, desde el pasado 2011. A todo ello se sumaría que si el precio del gasoil continúa escalando, el precio del billete de autobús seguirá creciendo, para compensar costes.