La economía australiana se ralentiza

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La economía de Australia se ralentizó en 2011 tras cerrar el año con un crecimiento del PIB del 2,3%, por debajo de las previsiones iniciales.

Y es que el Banco de la Reserva Australiana esperaba un crecimiento anual del PIB del 2,75%.

En el último trimestre, el crecimiento fue del 0,4%, por debajo del 0,8% previo, que se preveía mantener en los tres últimos meses del año.

El Tesorero Federal, Wayne Swan, ha defendido la fortaleza de la economía de Australia, pero advierte de que el país no es inmune a los efectos de la crisis ni a las "presiones" de la fortaleza del dólar australiano y de la cautela en el consumo doméstico.