El error estadounidense de BBVA

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Termina el año y es momento de hacer balance de un 2011 muy duro para la banca, también para BBVA que comienza a reconocer que hacer las ‘américas’ no fue tan buena idea como se presumía, "las últimas estimaciones de crecimiento económico para EEUU y el impacto del nuevo entorno regulatorio para el sector financiero, han ralentizado el ritmo de crecimiento esperado de los resultados futuros", afirma el banco dirigido por González y Cano.

Sin embargo, este no es el único revés que se ha llevado BBVA procedente de EEUU, en 2009 la entidad entró de lleno en la mayor economía del mundo comprando Compas -, holding empresarial financiero – por 7.300 millones de euros.

Por aquel entonces, el banco desvió 533 millones con el fin de sanear 644 millones de la cuenta crediticia de Compass, que – además – le obligó a anotar un ajuste de 700 millones de euros por el deterioro – que ya por entonces – le produjo su fondo de comercio. ¿El resultado? BBVA ganó más de un 16% menos que en 2008.

Hoy BBVA reparte dividendo de 0,10 euros por acción, que sufre también su particular ‘ajuste’, una retención mínima al ahorro al 21%, es decir, 0,021 euros.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies