Parecía caca de perro, ¡pero era oro puro!, la nueva campaña de Jiuston resalta lo valioso de ser un ciudadano consciente

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

Es probable que a todas las personas les haya pasado alguna vez en su vida. Ir caminando por la acera admirando el paisaje o con la atención clavada en el teléfono móvil viendo al “tiktoker” de turno cuando, de repente, el día se tuerce de forma irremediable al pisar una caca de perro.

En la ciudad de Barcelona, lamentablemente esta problemática parece ir en aumento. Por esta razón, la agencia creativa Jiuston ha desarrollado una campaña de concienciación para ayudar a contrarrestar este problema social. Una campaña que plantea un mundo donde la caca de un perro… ¡Es realmente tan valiosa como el oro! Felix Zilinskas, CEO de Jiuston, explica el proceso detrás de la campaña: “El proceso creativo parte de analizar la raíz del problema. Está claro, a nadie le gusta recoger caca de perro. Es asqueroso, pero hay que hacerlo por el bien de todos. El tema aquí es que aquel que crea el problema es el que tiene la solución. Así que, para fomentar un cambio positivo, se quiso abordar el mensaje desde un enfoque más humorístico, haciendo del perro un personaje humanizado. Este animal es el portavoz y es un gancho ideal para generar engagement en redes sociales. ¿Quién sino que el mejor amigo de las personas podría cambiar la vida de estas con una caca de 18 kilates?”

Los antecedentes

El análisis del contexto social es clave. Muchas restricciones y ordenanzas oficiales generaron fricción entre la comunidad de propietarios de perros y el gobierno local. Solo en Barcelona viven aproximadamente 150.000 perros registrados, es decir, 1 de cada 4 familias convive con al menos un perro. Esto, sumado al descuido de algunos, genera una situación indeseable que amenaza la sana convivencia.

La ejecución

Poder transformar en oro la caca de los perros sería genial, pero al no poder, queda transformarla en algo casi tan bueno: la posibilidad de ser mejores personas. Lo primero fue plantear la idea en formato de videoclip, acompañado de una canción muy pegadiza. Jiuston escribe la letra y el tema toma forma durante la sesión de grabación en Audio Bend Studios, con ayuda del reconocido músico y productor Leo Aldrey. Posteriormente, se gesta una colaboración con El Living, experimentada casa productora, y el resultado es una pieza audiovisual de gran calidad. Para ver en directo las reacciones de la gente, se colocaron alrededor de 30 cacas de oro elaboradas a mano por la ceramista catalana Sol Domínguez y se documentó gracias al trabajo de Hans Hoj y Luis Sisino. Las cacas doradas no pasaron desapercibidas y ver a las personas conectar con el mensaje de manera positiva es difícil de explicar, pero se puede apreciar en el entretenido vídeo resultante. Adicionalmente, se creó la web, lacacadeoro.com, donde la gente puede ver/compartir este contenido y suscribirse para mantenerse en contacto con futuras acciones y eventos asociados a la campaña.

La agencia Jiuston, ¡we have… an idea!

Como carta de presentación, su nombre ya deja entrever que no se trata de otra agencia de publicidad más. Jiuston es una central de ideas con la capacidad de desarrollar la estrategia, el concepto, la producción, aplicación y medición de cualquier proceso comunicacional. Bien sea una campaña 360º con alcance internacional o un pequeño proyecto de diseño, la estructura de Jiuston se adapta de forma dinámica para que todas sus piezas trabajen en la dirección correcta.

Fundada hace apenas 5 años, Jiuston se ha convertido en un referente de la creatividad efectiva en Barcelona y el resto de Europa. Con una firme creencia en el poder transformador de las ideas, han desarrollado importantes proyectos para clientes nacionales e internacionales como HBO, Save the Children, Philip Stein, Gravel Epic, Bunga Montessori, Círculo Creativo USA, Círculo Creativo Venezuela, y Alma Editorial, entre otros. Sus creativos, directores de arte, copywriters, diseñadores, community managers y brand strategists trabajan con pasión y enfocados en la creatividad con estrategia para conseguir transformar las necesidades de sus clientes en ideas efectivas que generen resultados tangibles.