Pedro Acosta, campeón del mundo, el español más joven en lograrlo

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El piloto español de Moto3 Pedro Acosta (KTM) se proclamó campeón del mundo de la categoría al vencer este domingo en el Gran Premio de Algarve, penúltima cita del Mundial, en una carrera trepidante con la caída de su rival Dennis Foggia (Honda) en la última vuelta.

Acosta, de 17 años y debutante, aprovechó la opción matemática de ser campeón a pesar de que salía decimocuarto (tenía que ganar o sacar más de cinco puntos al italiano). El murciano remontó poco a poco hasta lidiar con Foggia en el grupo de carrera. El italiano parecía con más potencia en su Honda pero el sudafricano Darryn Binder (Honda) le tiró al suelo.

La categoría pequeña es la más grande en emoción, y lo demostró una vez más para coronar a su nuevo campeón. Acosta pasó del anonimato a la cima del mundo en una temporada antológica, aguantando la presión las últimas carreras de un Foggia que venía con seis podios seguidos y tres victorias en cuatro citas.

El momento del italiano se dejó notar en Algarve, tomando la delantera. No salió bien el de Honda, con Sergio García guardando la pole, mientras por detrás Acosta iniciaba su remontada. El murciano marchó pronto en un cuarteto de cabeza con Xavier Artigas (Honda), Binder y un Foggia decidido a alargar la lucha por el Mundial.

A 13 vueltas del final, Acosta hizo su primera incursión al liderato, en unas peleas que volvió a agrupar a muchos pilotos. Cada paso por meta cambiaba las quinielas, y Jaume Masiá echó una mano a su compañero Acosta para que el líder del Mundial rodara primero. Los neumáticos empezaron entonces su partida.

Foggia parecía con mejor ritmo y potencia para el desenlace y no tardó en coger de nuevo la cabeza, pero Acosta volvió al inicio, una pelea con el italiano y Binder. A dos vueltas del final mandaba el español, a una el italiano, hasta que Binder se pasó de frenada y se llevó por delante a compañero de fábrica y aspirante al título.

A Acosta se le despejó el camino así hacia su sexta victoria de la temporada y su primer título de campeón del mundo en el año de su debut. Un nuevo talento para el motociclismo español, su campeón más precoz, que irrumpió en el Mundial desde el inicio en Losail.

Tras el de Mazarrón, que podrá celebrar el título en Valencia la próxima semana, cruzó la meta el italiano Andrea Migno (Honda), segundo, y Niccolo Antonelli (KTM), tercero, mientras que Binder fue descalificado aunque cruzó la meta cuarto.