Sectores

El gasto en alimentación baja un 3,2% frente al aumento de 2013

La marca blanca frenó su ascenso por primera vez en 20 años

El gasto en productos alimenticios, tanto dentro como fuera de los hogares, decreció un 3,2 por ciento en 2014 hasta alcanzar los 98.052 millones, según Informe Sectorial 2015 de Cesce. La bajada contrasta con el aumento de seis décimas en 2013, cuando se rompió la tendencia bajista.

Esto se debe al menor consumo dentro de los hogares, que descendió un 3,5 por ciento promovido por la bajada del 2,3 por ciento en el volumen de compra y del 1,2 por ciento en el precio de los productos, y fuera de ellos, donde el gasto se redujo un 1,3 por ciento debido a que los consumidores salen menos, aunque cuando lo hacen gasten más.

El descenso en el consumo de los hogares está promovido por la bajada del 3,3 por ciento en el gasto de los productos frescos, que representan el 42,2 por ciento del volumen consumido y el 44,8 por ciento del gasto, frente al 1,7 por ciento del resto de categorías.

Para hacer frente a la situación y no perder clientes, los fabricantes recurrieron a las sucesivas ofertas, lo que llevó también a frenar el ascenso de las marcas blancas por primera vez en 20 años.

Yasmina Pena