Noticias

“Parece claro que la última cumbre de Bruselas ha marcado un antes y un después”

La experta de Self Bank explica lo positivo de las medidas acordadas el jueves y el viernes por lo difícil que parecía que éstas pudieran alcanzar el consenso de los socios europeos. “La recapitalización directa de los bancos que soliciten ayuda sin que suponga un incremento de la deuda de los países parecía inviable solo unas horas antes de la reunión de Bruselas”, destaca. Ese acuerdo es de una especial importancia para nuestro país, que además celebra el visto bueno a que los fondos de rescate compren deuda italiana y española para aliviar sus costes de financiación en el mercado.

Pese a lo importante de todas estas decisiones, Victoria Torre cree conveniente mantener la calma. “El mercado ha reaccionado con euforia, pero no nos engañemos. Esto no se ha solucionado, son solo los primeros cimientos, pero queda un largo camino por recorrer”, explica. El siguiente punto decisivo en este proceso está a la vuelta de la esquina. Será el próximo jueves, con la reunión mensual del Consejo de Gobierno del BCE. De cara a esa comparecencia de Mario Draghi se está especulando mucho con la posibilidad de que la institución rebaje los tipos de interés del Euro desde el actual 1% al 0,75%, el que sería su nivel mínimo histórico. Aunque Torre sí espera que el BCE siga la estela de los últimos acuerdos y mueva ficha con nuevas medidas, se muestra escéptica respecto a una hipotética bajada de tipos.

Balance del primer semestre de 2012

Con la primera parte del ejercicio ya concluida, Victoria Torre subraya que, en lo que se refiere a entradas y salidas de capital en los fondos de inversión, el balance no está siendo precisamente positivo. “Los últimos meses han sido especialmente duros, el vencimiento de productos garantizados ha mermado el patrimonio de los fondos”, comenta. Solo en el mes de junio, los inversores españoles han reembolsado unos 1.600 millones de euros, y el patrimonio de los fondos se ha reducido en los últimos meses en un 4%.

En este difícil entorno, la responsable de análisis y producto de Self Bank explica que los productos que peor comportamiento han tenido son la renta variable nacional y los fondos de retorno absoluto. No obstante, el primer semestre deja un balance positivo en lo que respecta a la renta variable estadounidense, con una revalorización superior al 6%.