Noticias

Una de cada 10 niñas y adolescentes en el mundo han sido forzadas sexualmente, según Unicef

Alrededor de 120 millones de niñas menores de 20 años en todo el mundo (1 de cada 10) han experimentado relaciones sexuales por la fuerza u otros actos sexuales forzados, según aseguró este jueves Unicef (Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia).
Unicef hizo esta denuncia a través de su informe ‘Ocultos a plena luz’, sobre el abuso físico, sexual y emocional contra los niños.

Esta organización internacional aseguró que esta investigación es la mayor compilación de datos jamás realizada sobre la violencia contra los niños y muestra el “alcance impactante” del abuso físico, sexual y emocional que sufren. El estudio también revela las actitudes que perpetúan y justician la violencia, manteniéndola “oculta a plena luz” en todos los países y comunidades del mundo.

El informe incluye datos de 190 países y documenta la violencia que se produce en lugares donde los niños deberían estar seguros (comunidades, escuelas y hogares) y concluye que los niños expuestos a la violencia tienen más probabilidades de ser desempleados, vivir en la pobreza y mantener una actitud violenta hacia los demás.

El estudio está basado en datos que proceden de personas que se prestaron a responder a los investigadores de Unicef. “Por tanto, representan una estimación mínima del problema”, destacó Unicef.

VIOLENCIA DE TODO TIPO

Una de las conclusiones es que cerca de 120 millones de niñas menores de 20 años (1 de cada 10) han mantenido relaciones u otros actos sexuales forzosamente y que unos 84 millones de niñas adolescentes de 15 a 19 años que estuvieron alguna vez casadas (1 de cada 3) ha sido víctima de violencia emocional, física o sexual por parte del esposo o compañero.

La prevalencia de la violencia conyugal es del 70% o más en la República Democrática del Congo y Guinea Ecuatorial, y se acerca al 50% o lo supera en Uganda, Tanzania y Zimbabue.

Por otro lado, una quinta parte de las víctimas de homicidio en todo el mundo son niños y adolescentes menores de 20 años, lo que supone cerca de 95.000 muertes en 2012. Se trata de la primera causa de fallecimiento entre los hombres de 10 a 19 años en Panamá, Venezuela, El Salvador, Trinidad y Tobago, Brasil, Guatemala y Colombia.

Algo más del 33% de los estudiantes de entre 13 y 15 años sufren actos de acoso escolar (o ‘bullying’), proporción que se acerca al 75% en Samoa, en tanto que un 17% de los niños de 58 países están sujetos a formas graves de castigo físico (golpes en la cabeza, las orejas o la cara, o golpes duros y repetidos) y 3 de cada 10 adultos en el mundo creen que el castigo físico es necesario para criar bien a los menores.

“DATOS INCÓMODOS”
El informe de Unicef señala que cerca de la mitad de las adolescentes de 15 a 19 años (unos 126 millones) consideran que está justificado que un marido golpee a su esposa en determinadas circunstancias, proporción que se eleva al 80% o más en Afganistán, Guinea, Jordania, Mali y Timor Leste.

El director ejecutivo de Unicef, Anthony Lake, subrayó que los datos recogidos en el informe “nos obligan a actuar”, que “la violencia contra los niños se produce todos los días, en todas partes” y que, “al mismo tiempo que perjudica a los niños como individuos, también desgarra el tejido social, y socava la estabilidad y el progreso, pero la violencia contra los niños no es inevitable”.

“Se trata de datos incómodos que ningún gobierno ni ningún padre querrán ver, pero a menos que nos enfrentemos a la realidad que cada una de estas exasperantes estadísticas representa (la vida de un niño al que se le priva el derecho a una infancia segura y protegida) nunca vamos a cambiar la mentalidad de que la violencia contra los niños es normal y admisible. No es ninguna de las dos cosas”, concluyó.