Acciona y Endesa creen que hay que buscar medidas que minoren el impacto del coste del gas en la factura eléctrica

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El consejero delegado de Acciona Energía, Rafael Mateo, ha considerado que existe una dependencia “excesiva” del gas y ha subrayado que la solución es acelerar la transición energética y depender menos de productos energéticos que España no controla.

“Tenemos un problema: dependemos del gas”, ha subrayado Mateo en el VI Foro de Energía organizado por el diario ‘El Economista’, donde ha insistido en que el gas no puede ser la base de la transición.

“No hemos hecho nada para evitar depender del gas (…) Hemos basado nuestro sistema energético en un producto que no tenemos. La solución es basarnos en recursos que sí tenemos, las renovables, llámese viento o sol”, ha señalado Mateo.

Según ha indicado, las renovables están trayendo un coste de generación más barato, pero existe todavía una dependencia “excesiva” del gas, que ha alcanzado precios “altísimos” y que impacta en la factura.

“Nos hemos distraído, porque la dependencia energética la conocemos desde hace años, en cosas que no tenemos”, ha señalado el consejero delegado de Acciona Energía.

Asimismo, ha afirmado que no es una sorpresa que el PVPC sea volátil, ya que es el propio diseño del mercado. “Lo que sí es sorpresa es la evolución del precio del gas internacional. Los productores de renovables estamos doblemente acostumbrados a lidiar con la volatilidad, la del precio del mercado y la del recurso, cosa que no ocurre en otro tipo de tecnologías”, ha añadido.

En su opinión, el CO2 sube porque sube el gas, es un “círculo vicioso”, ya que cuando se encarece el gas hay más necesidad de comprar CO2.

Por último, Mateo ha resaltado que los fondos europeos deben servir para mejorar el sector y ha subrayado que serán “vitales”. “Si lo hacemos bien van a tener una capilaridad importante, también en la cadena de valor, desde el Ibex hasta las pymes”, ha concluido.

Sobre los fondos europeos también se ha pronunciado el consejero delegado de EDP España, Rui Teixeira, quien ha indicado que su compañóa no pide nada, presenta proyectos que tienen sentido desde el punto de vista tecnológico.

“Europa debe tener la posibilidad de ser competitiva desde el punto de vista tecnológico. Pensamos en proyectos, los presentamos y si tienen el mérito de aportar a la transición, tendremos un porcentaje de estos fondos y avanzaremos con los proyectos. No es un tema de dimensión”, ha señalado.

Asimismo, ha reconocido la necesidad del gas en la actualidad, si bien “no está claro que en 2030 vaya a ser así” y ha abogado por “seguir con este camino de introducir los mecanismos de ajuste”.

En este contexto, Teixeira cree necesario un marco regulatorio que de confianza. “Hay que garantizar una transición justa a una tecnología que esté en el marco europeo. No solo una evolución a diez años, hoy mismo hay que garantizar esa transición”, ha concluido.

Endesa sugiere buscar medidas que minoren el impacto del coste del gas en la factura eléctrica

Por su parte, el consejero delegado de Endesa, José Bogas, ha señalado directamente al gas como responsable de la subida del precio de la tarifa eléctrica y ha abogado por buscar medidas para que, dado que no se puede influir en el mercado mayorista del gas, minorar su impacto a la hora de trasladarlo a la factura eléctrica.

“Tenemos que enfocar el tiro. El problema es el gas”, ha subrayado Bogas durante su intervención en el VI Foro de Energía organizado por ‘El Economista’, donde ha señalado que el precio del gas ha pasado de costar 5 euros hace un año a 60 euros en la actualidad.

Bogas ha dejado claro que ni el Gobierno ni las empresas tienen la culpa de la subida del precio mayorista de la electricidad y ha asegurado que los precios altos no benefician a las empresas. En este sentido, ha recordado que los beneficios de Endesa cayeron un 25% en el primer semestre.

En opinión del CEO de Endesa, el sistema marginalista de precios de energía eléctrica es “el mejor sistema” para asignar correctamente los recursos, si bien en el caso del sistema margnialista del gas, minimiza los costes a nivel mundial, pero los eleva en España.

Bogas ha indicado que el sistema de los derechos de emisión de CO2 ha sido diseñado para incentivar la transformación tecnológica hacia la descarbonización, “aunque en momentos puntuales experimente una volatilidad superior. El problema fundamental es el precio del gas”, ha incidido.

El directivo ha afirmado comprender la preocupación de los clientes por la tensión de precios en el mercado eléctrico. “Ojalá encontremos el camino para solucionarlo cuanto antes”, ha afirmado, mostrándose convencido de que todas las medidas anunciadas por el Gobierno “van a ayudar”.

Según los datos que ha facilitado, hasta agosto, el cliente medio residencial (ligado al PVPC) ha pagado 56 euros al mes, lo que supone 10 euros más que el año pasado. “Estamos haciendo una tormenta en un vaso de agua”, ha remarcado, y cree que con las medidas anunciadas se podrá volver a ese precio en la segunda mitad del año.

En este sentido, ha señalado que una parte del problema estriba en que la tarifa PVPC, de último recurso, a la que están acogidos los consumidores regulados -un tercio de los consumidores residenciales- está ligada al precio mayorista de la electricidad, lo que les hace más vulnerables a esta situación de tensión de precios.

Por ello, cree que el paquete de medidas anunciado por el Gobierno para amortiguar el encarecimiento del precio de la luz, entre las que figuran el fortalecimiento de la cobertura a consumidores vulnerables o la creación de mecanismos alternativos para que las empresas con un peso importante en el sector vendan la energía a pequeñas comercializadoras o industriales a un precio que se fije por subasta, puede ayudar a bajar el PVPC.

“Espero que con esas medidas anunciadas, que sean correctas, se baje el precio de la luz sin hacer barbaridades”, ha concluido.