Goirigolzarri pide a los accionistas de CaixaBank confianza en el proyecto de futuro del banco

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, ha puesto en valor que la entidad es rentable, eficiente, muy solvente y capaz de generar ingresos de forma diversificada y recurrente, al tiempo que ha pedido a los accionistas del banco su confianza en el proyecto de futuro de CaixaBank.

En un vídeo dirigido a los accionistas del banco, Goirigolzarri hace balance del año y destaca que 2021 ha sido un ejercicio en el que CaixaBank, tras fusionarse con Bankia, se ha convertido en la mayor entidad financiera de España, con 20 millones de clientes, lo que supone «un motivo de orgullo» y «una enorme responsabilidad» con sus clientes y la sociedad.

Goirigolzarri ha resaltado que 2021 ha sido un ejercicio de «intenso trabajo» en los diversos aspectos de la fusión, con la definición de un gobierno corporativo «excelente en términos de independencia, de experiencia y con un 40% de consejeras», el acuerdo laboral de desvinculación voluntaria y la integración tecnológica.

Al tiempo, CaixaBank ha mantenido su apoyo a empresas y familias en el contexto de reactivación de la economía, lo que le ha permitido alcanzar «buenos niveles de actividad y unos resultados muy satisfactorios».

DIVIDENDO EN EFECTIVO POR EL 50% DEL BENEFICIO

«Todo ello tiene su reflejo en una mejora de la rentabilidad de
CaixaBank, de sus beneficios y, por supuesto, de sus dividendos», ha apuntado el presidente del banco, para recordar que la intención del grupo es retomar el pago del 50% del beneficio neto consolidado, ajustado por los impactos extraordinarios de la fusión, en efectivo y en un solo pago, como aprobó el consejo de administración.

De cara al futuro, Goirigolzarri ha asegurado que la fusión sitúa a CaixaBank «en un punto de partida privilegiado» para encarar, «con confianza» los desafíos.

«CaixaBank es una entidad rentable, eficiente y muy solvente. Capaz de generar ingresos de una forma diversificada y recurrente. Y contamos, sobre todo, con un equipo comprometido, profesional y con el único objetivo de servir a nuestros clientes. Por todo ello, en CaixaBank somos muy optimistas y tenemos gran confianza en el futuro», ha afirmado.

En este sentido, ha asegurado que el proyecto de futuro de CaixaBank es «tremendamente ilusionante» y aúna la búsqueda de la rentabilidad financiera con una aportación genuina a la sociedad.

«Un futuro en el que su confianza es clave, como propietarios que son de la entidad», ha concluido el presidente del banco.