Sectores

Ibedrola gana con las conciliación de la vida laboral y familiar

La eléctrica Ibedrola parece haberle encontrado los beneficios a la políticas de flexibilización. De hecho, la compañía ha ganado más de 500.000 horas de productividad desde la puesta en marcha de estos planes de dejar espacios separados para la vida personal y laboral aprobada a finales de 2008 y que afecta a unos 9.000 trabajadores en toda España.

Gracias a esta política de conciliación, en la comparativa bianual posterior-anterior a la implantación de la jornada continuada, los índices de accidentalidad y absentismo se han reducido un 10%, ya que el 25% de los accidentes tenían lugar por las tardes.

Medidas adoptadas

La Política de Conciliación de la Vida Personal y Laboral e Igualdad de Oportunidades de Iberdrola afecta a unos 9.000 trabajadores en España cuyo horario actual es de 7.15 a 15.30, con 39 minutos de margen en la hora de entrada y salida. Iberdrola también ha fijado jornadas continuas de operación para atender las necesidades del servicio de las plantas de generación, de la red de distribución y de los parques eólicos. Así, los colectivos tradicionales sujetos a turno trabajan con jornada partida sólo una de las cuatro semanas del mes, pudiendo disfrutar el resto de la jornada continuada sin afectar a la marcha del negocio.

Además, la compañía cuenta con un Manual de Políticas de Conciliación en el que figuran más de 70 prácticas, entre las que destacan la reducción flexible de la jornada a cinco horas diarias hasta que el niño cumpla un año, sin merma de la retribución fija salarial.

El manual contempla también el abono del 100% del salario en las bajas por maternidad y paternidad, un permiso retribuido de 15 días naturales antes de la fecha prevista del parto, y la ampliación de la reducción de jornada por lactancia a 45 minutos. De igual forma, incluye la ampliación en dos años de la edad del niño, de 8 a 12, en los casos de reducción de jornada por guarda legal, cuatro más que lo establecido por la legislación vigente.

Otras de las prácticas de conciliación del manual de Iberdrola son la ampliación de la reserva del puesto de trabajo a tres años en caso de excedencia, tanto para cuidado de hijos como de un familiar hasta el segundo grado, la constitución de un comité empresarial de vigilancia del cumplimiento de las medidas de conciliación e igualdad de oportunidades y un plan de formación en esta materia.

(Fuente: Servimedia)