Noticias

La deuda española se pone a prueba al más largo plazo

Con la prima de riesgo en los 329 puntos básicos y el bono a diez años en el 4,76%, el Tesoro va a poner hoy en el mercado obligaciones con vencimientos en enero de 2029, julio de 2040 y julio de 2041 Eso sí, no se van a fijar unos objetivos previos de emisión, por lo que si la demanda no es todo lo sólida que se espera, no habrá problema en reducir el importe de adjudicación. Por su parte, los analistas calculan que puede rondar los 1.000 millones de euros.

Con esta subasta, el Tesoro español quiere aprovechar el buen momento que vive la deuda soberana española en el mercado. Todo ello después de que el pasado martes le permitiera colocar deuda a un año al interés más bajo desde 2010. Veremos la rentabilidad que tiene que pagar, pero ahora mismo en el secundario, el bono a 10 años ronda el 5.3%.

Buena señal

El secretario de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa, Fernando Jiménez Latorre, afirmó que la subasta de deuda a casi 30 años es una "buena señal" para el mercado, y agregó que "es parte de la estrategia del Tesoro aprovechar la situación del mercado".

Por otra parte, destacó que hay que "dar señales de que, incluso a tan largo plazo, hay una posibilidad de financiación y confianza en la capacidad del Tesoro y en las finanzas públicas".