Noticias

José María Luna: “Crecer con políticas monetarias está bien pero se necesitan medidas para la economía real”

Durante este fin de semana, el G20 podría hablar sobre si estamos ante una guerra de divisas. Desde Profim, su Director de Análisis José María Luna, lo tiene claro: "estamos ante una guerra de divisas, y como en toda guerra, no todo el mundo sale igual parado". Eso sí, Luna ha reconocido que aunque de momento el Banco Central Europeo se ha mantenido al margen, en el viejo continente existe una posición dividida al respecto: "España y otros países como Portugal y Francia demandan una mayor intervención del organismo regulador mientras que otros ven fantasmas en cualquier intervención de los tipos de interés, ya que creen que podría llevar a una hipotética situación de hiperinflación".

Desde Profim han recordado que "hay una serie de países que están hiperendeudados que intentan reducir la deuda gastando menos y mediante las devaluaciones". Un ejemplo es actualmente Japón, quien busca crecer con un yen cada vez más débil". Sin embargo, este analista ve problemas a esta forma de crecimiento: "todo lo que sea manipulación de intentar crecer por la vía de las políticas monetarias está bien, pero lo que se necesita son medidas reales de la economía. El resto, son artificios peligrosos", ha explicado. Entre los países que se encuentran en esta situación, Luna se ha referido a Japón, que busca crecer mediante un yen cada vez más débil. No obstante señala que no es el único: "Por mucho que Estados Unidos pegue un tirón de orejas a Japón en este G20 por su política, tendrá que recordar que él hizo lo mismo en 2010".

Reducir el proteccionismo

Precisamente sobre este G20 que se celebra estos días en Rusia, José María Luna señala que su objetivo es "incentivar el crecimiento y la creación de puestos de trabajo, pero también que se vaya reduciendo el proteccionismo económico". Una paradoja, a juicio de Luna, ya que en los últimos años, las economías mundiales están creando medidas proteccionistas. Además, estas medidas han sido reconocidas incluso por Rusia, que también está acumulando reservas de oro: "esta medidas llevadas a cabo por varios bancos centrales ante la debilidad de las divisas es lo que está manteniendo el oro por encima de los 1.600 dólares la onza", ha explicado.

Lo que Luna no cree es que una vuelta al patrón oro vaya a ser uno de los temas centrales de este acuerdo. Eso sí, reconoce que "cada vez se oyen más voces para volver a este patrón. "La salida de este patrón hace ya 30 años ha generado una impresionante masa monetaria para intentar crear un efecto de riqueza que no se ha trasladado a la economía real y sí a la economía financiera". ha concluido.