Empresas

Sacyr gana 370 millones a pesar de las pérdidas de su participada Repsol

Evitó las pérdidas gracias a las plusvalías de 1.280 millones que obtuvo con la venta de Testa

Sacyr ha obtenido un beneficio neto de 370 millones de euros  a pesar incluso del ajuste de 478 millones que anotó por las pérdidas de su participada Repsol.

Estas ganancias se lograron gracias a las plusvalías de 1.280 millones de euros generadas por la venta del grueso de su filial Testa a Merlín, con lo que evitó cerrar el ejercicio con pérdidas.

Del impacto que la petrolera tiene en las cuentas de Sacyr, 105 millones corresponden a las pérdidas de Repsol y que la constructora debe anotarse en virtud de su participación del 8,7 por ciento como segundo accionista. Los 373 millones restantes corresponden a la nueva revisión a la baja que Sacyr ha hecho en el precio por acción al que tiene contabilizada su participación en Repsol.

Y es que la empresa ha reducido un 10,8 por ciento su dividendo hasta los 15,6 euros por acción, aunque el nuevo precio continúa estando muy por encima de la actual cotización de Repsol en Bolsa, un 69 por ciento.

En el plano operativo, elevó un 8,5 por ciento su cifra de negocio hasta los 2.948 millones de euros y disparó su beneficio bruto de explotación (Ebitda) un 33 por ciento hasta los 318 millones de euros.