El Sevilla zarandea al Valencia y el Espanyol deja hundido al Alavés

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El Sevilla se impuso (3-1) este miércoles al Valencia en la sexta jornada de LaLiga Santander, un partido que recuperó la mejor versión de los andaluces y supuso un borrón ‘che’ en el Ramón Sánchez-Pizjuán, mientras que Villarreal y Espanyol dieron un paso adelante a costa de Elche (4-1) y un Deportivo Alavés a cero (1-0).

Un partido señalado de los exigentes al Sevilla se le puso cuesta abajo sin casi hacer nada. El Valencia, en su prometedor inicio del proyecto de Bordalás, dio unos pasos hacia atrás en 20 minutos para olvidar en los que el cuadro local se puso 3-0 en el Pizjuán.

Lo mejor para la necesidad sevillista, después de dos empates, fue encontrar a los tres minutos el 1-0 del ‘Papu’ Gómez, en la contra que montó Lamela tras el lamentable balón rifado de Wass. Poco después, el señalado en el Valencia fue Mamardashvili, al comerse el bote de un balón centrado por el debutante Montiel y rebotado en la espalda de Lato.

El meta ‘che’ falló también en el 3-0. La zaga al completo no salió mejor parada, ya que Rafa Mir le ganó la espalda y la carrera a Alderete y toda la zaga para batir al meta georgiano con una vaselina. Viviendo de los regalos y una eficacia total, el Sevilla dejó meterse en el partido al Valencia, con el gol de Hugo Duro.

Los de Bordalás compitieron mejor y en la reanudación lo mantuvieron. Lopetegui no tardó en mover un banquillo en el que se notaba la rotación de este mes de Champions, dando entrada a Rakitic, En-Nesyri y Navas. El marroquí pudo sentenciar al poco de entrar y el Valencia no tuvo reacción ni ataque.

Con las lesiones de Gayà y Soler, la responsabilidad recae sobre un Guedes que parece incapaz de tirar del carro como venía haciendo. En general, al Valencia, que venía con pocas piernas de la amarga derrota ante el Real Madrid, se le nubla el camino con Bordalás y se queda con 10 puntos. El Sevilla suma 11 con un partido menos.

EL ALAVÉS TAMPOCO PUNTÚA EN CORNELLÁ

También en la tarde de miércoles, el RCDE Stadium vio finalmente el primer triunfo de su equipo en su regreso a la elite, ante un Alavés que sigue sin puntuar con Javi Calleja gastando crédito. Un gol de penalti de Raúl de Tomás fue lo que permitió a los catalanes ponerse con 6 puntos y a los vascos les dejó como colista.

El Alavés compitió como para terminar con la crisis, aunque las ocasiones fueron ‘pericas’ de inicio. El VAR dejó sin validez, de manera justa, dos tantos locales, y los visitantes reaccionaron hasta lograr la mejor ocasión al borde del descanso, de Joselu y en el rechace Aguirregabiria. El momento vitoriano fue también tras el paso por vestuarios, pero ahí hizo el 1-0 ‘RdT’.

Los de Calleja no estaban finos arriba, a pesar de buscar la reacción con un amago de asedio, y el Espanyol se recompuso con el balón y los cambios. Wu Lei pudo dar la tranquilidad a los de Vicente Moreno, de cara a otro largo descuento para los ‘pericos’ que esta vez no trajo goles pese al tembleque final.

Con mayor aspiración y exigencia, el cierre del miércoles dejó el primer triunfo también para el Villarreal. El ‘submarino’ salió de su atasco de empates gracias a un Elche que regaló atrás, y se vio superado en la tabla por los amarillos, 7 puntos con un partido menos por los 6 ilicitanos. Los de Unai Emery golpearon a los cinco minutos, en una larga posesión que se animó cuando toca.

El pimpampum de los últimos metros terminó en gol de Yeremi, aunque el Elche respondió con el 1-1 mucho más directo. Mojica fusiló a Asenjo y Lucas Pérez, que venía enchufado, tuvo el 1-2 en una contra rápida. Los de Fran Escribá querían más pero, cuando protestaban una segunda amarilla para Pedraza, Alcácer robó a Roco, se la dejó a Yeremi y este terminó de romper la defensa rival con su pase a Trigueros, autor del 2-1 en el minuto 39.

Los chispazos locales volvieron a sumar a la hora de encuentro, gracias a Danjuma y otro robo en zona peligrosa que permitió el Elche. Con la posesión y sin sufrir, salvo Carrillo o Pastore en la última de los de Escribá, el Villarreal pudo celebrar el primer triunfo con la rúbrica de Alberto Morano en el pitido final (4-1), en un mes de mucha exigencia con su aventura en Liga de Campeones, mientras el Elche no encuentra regularidad.